Visite nuestro canal de videos GJAY =>
      Friday, Dec 14 2018 - 

Platón:¡ La obra maestra de la injusticia es parecer justo sin serlo !



Artículos periodísticos

El obispo de Bayamo-Manzanillo, monseñor Álvaro Beyra Luarca, comparó el matrimonio con el café con leche en otra declaración de la Iglesia Católica contra la nueva definición que contempla la reforma constitucional del Gobierno cubano y que abriría la puerta a la legalización de las uniones entre personas del mismo sexo.

"(…) Lo expresado en el artículo 36 corresponde al concepto de matrimonio desde siempre y en todas las culturas, y lo nuevamente planteado es tan novedoso en lenguaje constitucional que probablemente no esté recogido en ningún otro texto constitucional en este planeta", señaló en una comunicación publicada en la web oficial de la Iglesia Católica.

Para Beyra Luarca se trata de un "cambio extraño" que "no corresponde a la realidad del matrimonio, a la esencia y naturaleza del mismo e indirectamente y más abarcador aún a la familia y la sociedad humana".

Considera que "no es de poca monta el aparentemente insignificante cambio y sus consecuencias, no es un simple detalle de estilo o de redacción".

"La realidad del matrimonio universalmente aceptado a través de todos los tiempos, como unión de un hombre y una mujer, forma parte de los hechos esenciales de la vida humana, o sea aquellos que forman parte y constituyen su ser, su esencia, es decir, lo que hace que una cosa sea lo que es y no otra, aunque se le pueda parecer", dice el prelado en una comunicación no tan clara como las expuestas anteriormente por el arzobispo de Camagüey, Wilfredo Pino Estévez, o el de Santiago de Cuba, monseñor Dionisio García Ibáñez.

Pino Estévez abogó por legalizar las "parejas de hecho" entre personas del mismo sexo como alternativa al cambio del actual concepto del matrimonio en la Constitución. García Ibáñez calificó de "imperialismo cultural" la posible aprobación del matrimonio gay en la Isla.

"El reconocimiento y aceptación de estos hechos es lo que forma parte de las verdades esenciales. Siempre han sido así y lo seguirán siendo, no son verdades antiguas, ni modernas, son verdades esenciales y por eso no están atadas al tiempo, sino a la naturaleza del hecho, al ser del hecho, están por encima del tiempo y atraviesan todos los tiempos", expuso el obispo de

Leer más:

© 2018 - Guanajay-Web, Miami, Fl, USA